El Príncipe

Il Principe, o El Príncipe, como queráis. En cualquier caso Macchiavelli o Maquiavelo me ha producido un interesante dolor de cabeza durante una semana.

Lo primero que debo aclarar es que leí una edición bilingüe, con el mero objeto de comprender todo. Debo también admitir que llevaba esta lectura a examen, lo cual obligó a detenerse en puntos múltiples y, en ocasiones, a releer uno y otro fragmento.

Un manual que enumera, punto por punto, cómo llegar a ser un “buen” Príncipe. Entendiéndose por “bueno” aquel que tiene éxito en su misión, siendo esta la de gobernar. Nos presenta los tipos de principados y cómo se accede a cada uno de ellos. Cómo, estando ya en el poder, debe mantenerse. Las ventajas y desventajas de recurrir a ejércitos de otros, propios, o puros mercenarios. Habla de la violencia, la religión como poder político, y el importante papel del miedo.

Cómo la amistad oscila, pero el temor persiste. El factor determinante que produce el predominio del miedo ante cualquier otra posible opción: y es que el miedo depende de uno mismo, mientras que la amistad, depende de los demás.

Cada uno de estos puntos, tratados en capítulos independientes y perfectamente enumerados y ordenados, se apoya en numerosos ejemplos que abarcan desde emperadores, hasta Papas, o valientes luchadores en la batalla. Héroes cuyas mayores virtudes son, según el autor, la astucia, la crueldad, la ferocidad,…

En definitiva, es un libro breve que se hace extenso por la carga emocional que muchos ejemplos con casi evidentes reflexiones producen en el lector que no tiene una profunda visión política, filosófica o histórica.

Debo añadir que es una de esas lecturas pendientes en toda lista de lector que se precie y aún no ha tenido ese pequeño rato para dedicárselo. Una vez acabado, mis respetos a un italiano del siglo XVI que se entiende a la perfección. Por supuesto, un aplauso a la representación perfecta de una sociedad dual en la que los papeles de nobleza y pueblo llano quedan perfecamente dibujados, así como las necesidades de cada uno. Os sugiero, por supuesto, que lo leáis.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s